MARISMA_208

Las venas son los vasos sanguíneos que realizan el retorno de sangre al corazón de todo el organismo. Las varices son dilataciones de las venas por insuficiencia de las válvulas que tienen para llevar la sangre de retorno. Si la sangre no puede volver normalmente al corazón esta se acumula en las venas, sobre todo en las de las piernas, donde por efecto de la gravedad tiene una resistencia añadida. Esto hace que se dilaten y se vuelvan más abultadas. Se calcula que aproximadamente 15 millones de españoles sufren sus consecuencias, siendo más frecuente en mujeres que en hombres y afectando a 1 de cada 2 personas mayores de 50 años. CAUSAS O FACTORES DE RIESGO

  • La herencia. Se tienen 2 veces más probabilidades si se tienen antecedentes familiares. • La falta de ejercicio. Cuando andamos o hacemos ejercicio la contracción de los músculos de las piernas empuja la sangre hacia arriba y ayuda al retorno venoso. • Estar de pie de manera continuada. • La constitución del individuo, ser mujer, edad, obesidad, etc. • Estreñimiento: se aumenta la presión del abdomen y en sus venas con los esfuerzos. • El embarazo por los cambios hormonales y aumento de la presión sobre el útero y grandes vasos.

SÍNTOMAS

  • Pueden ser de color morado o azul oscuro, abultadas y retorcidas por lo que son antiestéticas, suelen estar en la parte posterior de las pantorrillas o en la cara interna de la pierna. • Producen pesadez y cansancio de piernas. Sequedad en la piel y picor. • Dolores, hormigueos a veces calambres sobre todo nocturnos. • Inflamación en pies y tobillos. • En casos avanzados se pueden producir: úlceras en tobillos, hemorragia, flebitis, infecciones o incluso embolismo pulmonar.

TRATAMIENTO En estadios iniciales podemos recurrir a Fármacos que mejoren la circulación. En casos más avanzados habrá que recurrir a tratamientos quirúrgicos, fundamentalmente habiendo variedad de tratamientos con diferentes indicaciones en función de lo tortuosa o no que sea la vena, el color del a piel,etc. PREVENCIÓN • Hacer ejercicio. Sobre todo andar. • Evitar sobrepeso y estreñimiento. Cuidar la dieta, evitando picantes, alcohol, etc. • Elevar las piernas cuando descansamos y no cruzarlas al sentarse. • No usar ropa ajustada ni zapatos pequeños. • Evitar calzado plano o tacones altos (usar de 3-5 cm). • Evitar estar de pie por periodos prolongados sin moverse. • Utilizar medias terapéuticas si se va a estar de pie o sentados de manera prolongada. • Debemos evitar el calor en las piernas. • En casa podemos hacer duchas de agua fría en las piernas en sentido ascendente. FUENTE: prevencionfremap.es

Anuncios